Una construcción con fines comerciales no tiene por qué perder su calidad estética y espacial, un claro ejemplo de que estos dos elementos se pueden conjugar armoniosamente, es el «Edificio KIA», una propuesta arquitectónica respetuosa, que se acopla al entorno urbano actual y se proyecta al futuro. 

El Arquitecto Andrés Argudo es la mente tras este ambicioso proyecto, qué a través de una arquitectura de detalles sencillos, convierte al edificio en parte de la imagen corporativa de esta marca. 

Queremos que conozcas más sobre esta propuesta en la versión completa de CRIBA, impresa o digital.